Menopausia y sus efectos en la piel

Para la mayoría de las mujeres, la menopausia es una fase de cambios en el estado de ánimo, en el peso, la calidad del sueño y del aspecto de la piel. Después de la última menstruación es normal que las que las hormonas comiencen a influir en la apariencia del rostro, provocando resequedad intensa, aparición de arrugas profundas y flacidez.

¿Por qué los efectos negativos en la piel se intensifican con la menopausia?

La última menstruación suele ocurrir alrededor de los 45 o 50 años, etapa durante la cual se intensifican los problemas en la piel. Esto se debe a la caída gradual de las hormonas, como el estrógeno y la progesterona, que son las dos responsables de la producción de elastina y colágeno.

Además, las arrugas que ya estaban comenzando a aparecer, es muy probable que con el cambio hormonal interno se intensifiquen más, al igual que otros problemas.

Las arrugas, la resequedad y el aspecto flácido se pueden tratar con productos diferentes

Protector solar: como los rayos UV aceleran la aparición de las arrugas y de las líneas de expresión en la piel, vale la pena proteger al rostro del sol durante la menopausia, para que no se agrave la situación. Vale la pena apostar por fórmulas que ofrezcan algunos beneficios antiarrugas, para que se tenga protección y se traten los signos de la edad al mismo tiempo.

Crema Hidratante: Tanto la piel del rostro como la del cuerpo requieren de hidratación, que es un paso esencial para combatir la resequedad causada por las hormonas. Si el problema es grave, aplica el producto en la mañana al despertar y antes de dormir.

Crema antiarrugas: Para combatir las señales de cansancio de la piel se requiere de un tratamiento completo e intenso, por lo que vale la pena recurrir a cremas reparadoras, que son las responsables de regular la melanina del rostro (reduciendo las manchas), y también corrigen las arrugas por medio de estímulos y de la producción de colágeno en las células.

Consejo: Trata de invertir en productos con niacinamida, LHA y retinol (vitamina A), ya que estos activos son los más adecuados para estimular las células y renovar la piel madura.

Mascarillas faciales: Para intensificar más el tratamiento de la piel,puedes recurrir al uso de mascarillas faciales para darle luminosidad a la piel y a renovar el rostro. También existen otros tratamientos muy eficaces para reducir los síntomas de la vejez en la piel.

Te recomendamos leer:

 

fuente: get-the-look